Llueven críticas a juez en Massachusetts por sentencia de tiempo cumplido a dominicano que estuvo preso 30 meses por drogas

NUEVA YORK._ Los fiscales federales de Springfield y activistas  anti inmigrantes han desatado una andanada de críticas contra el juez Mark Mastroianni por sentenciar a tiempo cumplido el miércoles al dominicano Juan Pérez, quien estuvo preso 30 meses, acusado de liderar junto a su compatriota Alberto Marte una poderosa banda de tráfico de heroína y fentanilo, cuyas sobredosis mataron a 18 mil adictos en los últimos años en esa ciudad.

Marte será sentenciado este 11 de febrero 2020.

Pérez, considerado por los investigadores como “la mano derecha” de Marte, fue arrestado en 2016 en redadas de la DEA, policías estatales, locales y agentes de ICE, con miles de sobres de las referidas drogas que tenían los sellos de “Donald Trump” y “Hollywood”.

La fiscalía pidió al magistrado condenar a Pérez a 6 años en la cárcel, a la que se opuso Mastroianni, alegando que el dominicano no tenía antecedentes penales en Massachusetts.

Pero el Ministerio Público replicó diciendo que Pérez, tiene fuertes vínculos con República Dominicana, de donde recibía las drogas, y también desde Nueva York.

Pérez, fue parte de un grupo de 19 sospechosos que cayeron en los operativos de las autoridades al igual que Marte.

“El señor Pérez, trajo lotes letales de heroína con fentanilo a la región de Nueva Inglaterra y merece una sentencia drástica”, solicitó el fiscal federal adjunto  Neil Desroches.

Añadió que  Pérez, un residente en Springfield, dirigió un laboratorio de heroína en un complejo multifamiliar de viviendas situado en el  número  152 de la calle Lebanon  en esa ciudad.

Los federales, dijeron que la casa multifamiliar estaba poco amueblada y parecía desocupada, pero para contaba con facilidades y mueblería para los integrantes de la banda de drogas que molían y embolsaban la heroína para la venta.

Las autoridades dicen que la heroína procesada por Pérez, que  se comercializó con las etiquetas «Hollywood» y «Donald Trump»,  contribuyó a la muerte por sobredosis de ocho personas en Nueva Inglaterra entre  finales de 2015 y principios de 2016.

Las drogas fueron mezcladas con fentanilo, un narcótico poderoso que, junto con la heroína, se ha convertido en un elixir cada vez más popular y mortal para los adictos.

Pérez se declaró culpable de conspiración para distribuir heroína en julio 2019.

Y aunque estaba en libertad bajo fianza, pasó 30 meses en prisión después de su arresto en 2016.

El juez Mastroianni lo sentenció también a  seis meses de servicios comunitarios, y dictaminó que las pautas recomendadas para la sentencia, estaban infladas y el papel de Pérez en la conspiración fue exagerado.

«Claramente, en el momento en que el acusado estaba trabajando para distribuir cantidades masivas de heroína en el oeste de Massachusetts, lo hacía a pesar de que su producto tenía un efecto catastrófico en la región y la ciudad en la que vivía», escribió el fiscal Desroches.

«Sin embargo, el acusado decidió beneficiarse de esta destrucción y avanzar en sus intereses financieros sin preocuparse por las muchas vidas perdidas y las innumerables más arruinadas», agregó.

El caso, basado en meses de con evidencias de grabaciones telefónicas, órdenes de allanamientos y otras tácticas de investigación por parte del FBI y la DEA, ha llevado a los tribunales a docenas  de acusados.

Muchos de ellos provienen de la República Dominicana, que según los fiscales federales, es uno de los puentes más abierto del mundo para enviar las drogas a Estados Unidos.

Pérez, de 32 años, fue calificado  por Desroches como la «mano derecha» de Marte, argumento que el abogado defensor Vincent Bongiorni disputó, diciendo que su defendido fue acorralado por Marte cuando la casa en la que estaba el laboratorio de las drogas,  comenzó a hacer negocios en 2015. “Antes de que el Sr. Marte lo trajera a esta organización, le estaba yendo bien, estaba empleado,  mantenía un trabajo, no fue un problema para la ley», dijo el juez, señalando que Marte supuestamente reclutó a varios de sus familiares como parte de su personal de apoyo en la conspiración.

El magistrado fue criticado recientemente por el jefe de la policía de Holyoke, Manuel Febo, después de que el juez condenó el 15 de noviembre a Jean Carlos Rivera, de 30 años, a 35 días de prisión y tres años de libertad condicional por vender cocaína en crack.

Desde entonces, Rivera ha sido acusado del asesinato el 9 de enero del residente de Holyoke de 21 años, Jesús Otero Marrero. Febo etiquetó a Rivera como un miembro activo de la pandilla callejera La Familia.

El jefe policial emitió un comunicado el 14 de enero de este año, diciendo  que la muerte de Otero Marrero pudo haberse evitado si el juez  hubiera sentenciado a Rivera incluyendo  las pautas federales de la condena.

(Visited 11 times, 1 visits today)

Entradas relacionadas

Deja tu comentario