RD y Cuba formalizan diálogo con miras a negociar acuerdo de libre Comercio

Economicas
Typography

Santo Domingo, R. D.- La República Dominicana y Cuba firmaron este viernes el Marco General para la Negociación de un Acuerdo de Alcance Parcial, con miras a profundizar las relaciones económicas, comerciales y de cooperación entre ambas naciones caribeñas.

El instrumento fue suscrito por el Ministro de Relaciones Exteriores, Miguel Vargas, y la Viceministra cubana Ileana Núñez, en representación del Ministro de Comercio  Exterior y de Inversión Extranjera de Cuba, Rodrigo Malmierca Díaz, durante una ceremonia en la Cancillería.

Vargas calificó la iniciativa, sin precedentes, como un “momento histórico” en la relación bilateral, que pavimentará la vía para que dos naciones unidas por fuertes lazos históricos y culturales como son República Dominicana y Cuba, construyan una relación aún más fuerte, en beneficio de sus pueblos.

 Resaltó el dinamismo del comercio bilateral, que en el año 2015 fue de US$91 millones, con un incremento de casi un 70% de las exportaciones dominicanas hacia Cuba entre 2010 y 2015, las que ascendieron a US$53 millones, mientras que las importaciones desde Cuba a país fueron por el orden de los US$38 millones en 2015, para un crecimiento de 38%  de 2010 y 2015.

 “Este Marco tiene el propósito de establecer una ruta o cronograma de negociación a fin de suscribir un eventual Acuerdo de Alcance Parcial que contribuya a la complementación de nuestras economías y el aprovechamiento de las capacidades productivas de nuestros países.

 Lo anterior, establecerá un área de preferencias arancelarias que tendrá normas y disciplinas comerciales básicas dirigidas a la eliminación de restricciones no arancelarias en el comercio bilateral, contribuyendo así a crear e incrementar los intercambios comerciales y de cooperación entre las partes, estimulando la participación de los distintos operadores económicos”, explicó el Canciller.

 Añadió que “este diálogo también permitirá explorar instrumentos financieros que incentiven y fortalezcan el intercambio comercial, brindando seguridad y garantía a los exportadores de los dos países”.

Expresó que la iniciativa se enmarca en la voluntad de ambos gobiernos de asumir el reto de incrementar el comercio bilateral, así como identificar la complementariedad de las dos economías, siempre favoreciendo a los productores nacionales y excluyendo cualquier producto o sector nacional que tenga sensibilidades.

“La República Dominicana asume el firme compromiso  de continuar colaborando  activamente en las actividades comerciales que incrementen nuestras relaciones con Cuba, como lo son las exposiciones comerciales, foros de negocios y seminarios”, enfatizó.

 Indicó que el diálogo formalizado a partir del Acuerdo Marco se enmarca en el respeto mutuo, bajo los principios de respeto a las leyes nacionales y al debido proceso de negociación de ambos países; respeto a los compromisos adquiridos en los distintos esquemas de integración regional así como en otros organismos internacionales de los que ambos países son miembros, y aplicación de preferencias que contribuyan a facilitar el comercio y la complementariedad económica bilateral.

Significó que la iniciativa se inscribe dentro de las acciones “que llevamos a cabo para cumplir con las disposiciones del gobierno que encabeza el Presidente Danilo Medina de establecer una diplomacia económica para aprovechar las oportunidades comerciales en el entorno regional”.

Dijo que el instrumento, nunca antes firmado,  es un paso firme y seguro para que ambos gobiernos promuevan la cooperación comercial y propiciar un clima favorable para los negocios y el acercamiento de las empresas de nuestras naciones. 

El ministro de Relaciones Exteriores expresó su satisfacción de estar iniciando este  proceso de negociación, que luego de ser conocido por el Consejo de la Comisión Nacional de Negociaciones Comerciales (CNNC) y recibir las debidas consultas con el sector privado, llevaría en el corto plazo a la suscripción “de un trascendental acuerdo que hará realidad la integración comercial que beneficiara a nuestros países”.

Resaltó que “la esencia de las acciones que llevamos a cabo en la Cancillería, es de una diplomacia económica para que los sectores productivos puedan  aprovechar las oportunidades comerciales para los productos dominicanos en el exterior, en el entorno regional”.

Vargas abundó en la profunda relación que desde principios del siglo pasado ha unido a República Dominicana y Cuba.

 “Sin duda, somos las islas más importantes del Caribe, con culturas muy similares: la música, la gastronomía, el arte y los deportes, nos acercan, incluso nos identifica como hermanos ante el resto del mundo y nuestra historia comercial data desde la época precolombina, cuando se compartían productos sin aranceles y sin ningún obstáculo entre nuestras islas”, valoró el Canciller, al resaltar los vínculos entre República Dominicana y Cuba.

 Recordó que las relaciones diplomáticas entre ambos países iniciaron en 1902, y que aunque estuvieron suspendidas entre 1959 y 1998 “siempre mantuvimos una estrecha relación de amistad y hermandad”.   

 Vargas hizo significativa mención de la historia común entre República Dominicana y Cuba, que involucra personajes como Hatuey, caudillo taino que luchó por causas nobles en las islas La Española y Cuba.

Asimismo, un destacado cubano, Manuel José Jiménez González, quien luchó por la Independencia Dominicana y llegó a ser Presidente  de la República en el año 1848, padre de Juan Isidro Jiménez quien también ocupó la presidencia del país en dos ocasiones.

Enfatizó la hermandad  de José Martí con el general Máximo Gómez, quienes fusionaron sus ideales de libertad y lucharon juntos por la independencia de Cuba. 

“Estamos convencidos que este instrumento que estamos firmando hoy, podrá convertirse en un acuerdo entre países hermanos,  que aportará un mejor futuro y prosperidad a ambos pueblos”, concluyó.

e-max.it: your social media marketing partner