LA DELINCUENCIA DESBORDADA

Opinion
Typography

En lo que va del presente año la ola delincuencial que azota al país se ha llevado  a 23 miembros de la Policía Nacional, lo cual constituye un reto para las autoridades que lucen cruzadas de brazos, mientras la población se desangra.
Y aunque se reitera que se está trabajando para evitar esta situación, la realidad es que no están haciendo nada y que los  planes que se han anunciado desde el gobierno y los estamentos militares, no pasan de ser palabras que se quedan en los diarios.
No se está haciendo anda para revertir esta situación, y los antisociales están actuando a sus anchas en todo el país, enfrentando incluso a las mismas autoridades.
No sé cuantas veces desde los altos mandos militares se han anunciados planes para enfrentar la delincuencia, y el presidente Danilo Medina se ha reunido con  los militares para trazar líneas, pero todo se ha quedado en palabras.
La policía se conforma con contar las víctimas y acompañarlas al cementerio pero al otro día volvemos a los mismo, simplemente porque no se ha elaborado un plan para enfrentar a los delincuentes.
La sociedad dominicana vive aterrada ante esta ola delincuencial pero no tiene otra alternativa, debido a que desde el estamento oficial no se hace nada y solo nos queda vivir en contante sobresalto, pues no sabemos en qué momentos nos va a tocar ser la próxima víctima.
A cualquier hora del día o de la noche, puede ser víctima de los antisociales, no importa que este en tu casa,  en un centro comercial, en tu vehículo, la población no tiene ninguna protección, estamos a merced de ellos.
Siempre he dicho que se requiere un plan nacional para hacer frente a este mal, que no podemos andar por las ramas, pero  desde arriba no hay una decisión firme y no nos queda otra alternativa que contar las victimas.
Tenemos diez años con una delincuencia sin control y es el mayor problemas de la sociedad dominicana, según datos de la Encuesta Nacional de Hogares, dada a conocer en el año 2015, situación que en vez de mejorar a empeorado.
 Tenemos ciudades enteras prácticamente en manos de los delincuentes como ocurre en Santiago, donde las autoridades no dan una respuesta que satisfaga a los ciudadanos.
Pero lo mismo ocurre en barrios del Distrito Nacional, San Cristóbal y otras ciudades donde las autoridades han perdido el control y a cualquier hora del día o de la noche se comete un robo, asalto, homicidio.
Tenemos personas que han sido asaltadas  hasta cinco y seis veces y son pocas que las que pueden decir que no han sido víctimas de los delincuentes y esa es una realidad que no se ven perspectivas de cambiar.
Los delincuentes no respetan ni a los ancianos, a los cuales además de robarle, le quitan la vida, hechos que se repiten de forma constantes en nuestra sociedad sin que encuentren una respuesta contundente.
Por favor no más anuncios de planes, la sociedad lo que quiere es acción, vamos a reformar nuestras leyes para enfrentar al delincuente como lo hace Rodrigo Duterte en Filipina, simplemente eliminándolo.
La sociedad dominicana se ha quedado estancada  en varios aspectos y uno de ellos es este, hay que adecuar las leyes acorde con los tiempos, no es posible seguir contando victimas, mientras el país se desangra.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS