21
Thu, Feb

“Plan Siniestro”

Opinion
Typography

Cuando un candidato político, siente el escalofrió de la derrota comienza a crear fantasmas como: “planes siniestros” en su contra para hacerle daño a su figura política, revelando planes de descredito en contra de su candidatura, el pánico y el terror se apoderan de ellos porque ven que sus posibilidades de lograr el poder se le torna difícil, pierden el sentido de la razón, no razonan, pues precisamente es lo que le está sucediendo al monarca sin corona, el emperador Leonel Fernández III, el que está haciendo denuncia de planes macabros en contra de una campaña sucia señalando que esa campaña es debido a que en todo el país él continua en ascenso, pero eso nada más se lo cree él, pues todo esto no es más que un estado de delirio por su afán de volver al poder de nuevo, que lo tiene en un estado de psicosis alucinante, perturbadora que no lo deja ver la realidad de su situación política fracasada, por la que él está atravesando, lo está llevando a acusar a sectores del gobierno de Danilo Medina que están urdiendo un “Plan Siniestro” contra su persona porque las encuestas lo favorecen, pero que nada de eso los va amedrentar. Lo primero es que esos son los síntomas de una zoofobia histérica alucinante típica del miedo, ejemplo: la fobia de un político que sabe muy bien que no tiene oportunidad de ser elegido, esto lo tiene en una neurosis de derrota obsesiva y una paranoia, de ser el elegido, como el mejor candidato del partido PLD. Cabe señalar que todo eso no es más que un protagonismo del emperador sin corona Fernández III.
La historia de la Antropología de la política estudia las reacciones del hombre en la ciencia política y ante los intereses del poder lo que lo lleva a reacciones distintas frente a varias situaciones de orden político y su mente obnubilada por la ansiedad del poder le anula toda la razón de actuar, pero todo esto tiene un motivo que ha llevado al emperador Leonel III a una paranoia por la firma del presidente Medina desconociendo a Nicolás Maduro como presidente de la República Bolivariana de Venezuela. Y reconociendo a Juan Guaidó como el presidente legal de Venezuela, sin este haber sido electo por el pueblo. No hay duda que con esa firma el presidente Medina consolidó su repostulación como el candidato del PLD, en el proceso electoral de 2020, porque en ese mismo orden consiguió el apoyo del grupo de Naciones de Lima, que conforman con Washington a la cabeza, la nueva Fuerza Interamericana de Paz (FIP) al servicio de la OEA, un organismo desacreditado instrumento de los intereses más negro del imperialismo Yankis, enemiga de los pueblos libres de América, que son víctimas de groseras intervenciones criminales en manos del destripador Luis Almagro.
Podemos muy bien señalar que el presidente legítimo Nicolás Maduro, no tenía ningún impedimento Constitucional que le impidiera su repostulación, para un segundo mandato, donde él ganó esas elecciones limpiamente y ha sido víctima de una conjura golpista por aquellos que lo adversaban, mejor dicho un golpe de estado imperialista secundado por una serie de naciones entreguista al imperialismo Yankis, han desconocido un gobierno legal constitucional, pero hay una cosa clara por la que el presidente Danilo Medina firmo y fue porque él se iba a repostular, de lo contrario nunca la hubiera firmado, jamás la firmaría, porque sería firmar en contra del pueblo Venezolano, con ella sello su repostulación, que precisamente el monarca sin corona Leonel Fernández III, se destapa con la denuncia de “Plan Siniestro Macabro” en su contra con los fines de revertir su liderazgo, pero repito todo esto es porque el presidente Medina sello su repostulación con la firma reconociendo el títere usurpador proclamado en la calle sin ser electo Juan Guaidó, cuando debió ser juramentado en la Asamblea Nacional. Sin lugar a dudas el presidente Danilo Medina catapulto y aseguro con esa firma su repostulación. Pues esto tiene a Leonel Fernández en un estado de pánico porque es imposible derrotar a Danilo Medina, ni él con todas las oposiciones juntas podrían derrotarlo, están perdidos irremediablemente perdidos. Porque a pesar de todo el presidente Medina es un patriota a carta cabal y un defensor de los derechos de los pueblos y de su integridad y a la vez un político con luz propia que nadie se equivoque y por esa razón tenemos que mantenerlo en el poder después del 2020, ni Abinader, ni Hipólito, ni Leonel y mucho menos el nieto de la sangre Ramfis Trujillo jamás gobernaran este país jamás.