23
Wed, Jan

HAITIANOS ILEGALES EN VALLE NUEVO

Opinion
Typography

Es preocupante la situación que se está dando en el país a nivel nacional con la oleada de haitianos ilegales ocupando nuestro territorio, sin que las autoridades migratorias le pongan freno a la misma. Ahora los nacionales haitianos están siendo asentados en  Valle Nuevo, en Constanza. Es seria la situación en estos momentos.

Es necesario dar a conocer a la nación dominicana, que muchos haitianos indocumentados están siendo asentados en la zona de la reserva de Valle Nuevo, de Constanza, luego de que campesinos dominicanos los cuales han sido desalojados de esta área y el Ministerio de Medio Ambiente prohibiera en la misma la siembra de cultivos agrícolas, según reportan medios de prensa locales.

De igual manera de 700 personas que residen en las comunidades La Curva y El Convento, en dicha área de Valle Nuevo, de acuerdo a datos suministrado por el periódico Listín Diario, 590 son haitianas, según un censo realizado por entidades de dicha zona, nos informa dicho diario. ´´Aquí están por todos lados y se mueven con plena libertad, sin temor de que ninguna autoridad los va a molestar, exigiéndoles pasaporte o cualquier otro documento de identidad, como lugar de procedencia, cómo llegaron y quiénes son los responsables de que se estén desbordando la soberanía nacional, los dueños de los invernaderos y granjas, esos inmoladores de Judas, que habitan en esta zona porque le dan albergue a nuestros enemigos eternos los haitianos, y así se convierten los mismos en traidores de nuestra nación.

Sin que las autoridades de Migración hayan toma carta en el asunto, ya que, en ningún país se pasa una frontera sin la documentación requerida como son las leyes de Migración.

Las autoridades de Migración deben sacar a los haitianos que se encuentran en esa zona de formas ilegales y deportar a su país de origen inmediatamente. Y la misma no debe lavarse las manos como Pilatos, como cuando vendió al Cristo para que los crucificaran.

Migración con esta actitud lo que pretende es crucificar la nación, por una actitud irresponsable; ya que, la República Dominicana en su historia no ha sido más que un nido de ratas de traidores históricos

De otra parte, según José Furcal, oriundo del paraje Los Peralta, de Azua, pero residente en  El Convento, nos manifiesta (al Listín Diario), que está pensando en regresar a su pueblo porque los haitianos han desplazado la mano de obra dominicana.

Furcal enfatiza, que subsiste echando días en las parcelas, pero que en El Convento, Medio Ambiente prohibió los cultivos agrícolas en una parte, pero da permiso en otros lugares. Nos dices que en lugares donde es permitida la actividad agropecuaria, los propietarios de parcelas, invernaderos y granjas tienen laborando a ilegales haitianos, porque los explotan y son traidores a la patria, porque le dan trabajo a ilegales, situación ésta que viola nuestras leyes y la Constitución de la República, y la soberanía nacional.

 Porque los mismos son los principales responsables y cómplices de esos éxodos de estos ilegales haitianos; y, con los mismos están violando nuestra soberanía.  Y dejan fuera de sus labores a los obreros dominicanos.

Por suposición de que la mano de obra haitiana de ilegales le sale más barata, por eso lo prefieren a ellos. Los obreros dominicanos de esta zona, queremos trabajar, pero nadie nos da empleo; porque los haitianos son los que trabajan, porque los dueños de las tierras agrícolas los prefieren a ellos.

Es preocupante la situación que se vive aquí, ya que los pocos pobladores dominicanos que residen en el Convento y La Curva expresan que muchos haitianos están ocupando casas que han sido abandonadas por sus dueños, mientras los pocos criollos que todavía conservan las suyas y que dependen de una agricultura de subsistencia, están atemorizados, no  sólo  por los escándalos, trifulcas y agresiones que se dan frecuentemente en la comunidad extranjera, sino por el peligro que corren de ser agredidos ante el mínimo reclamo que les hagan a los indocumentados, concluyen las informaciones del Listín Diario.

Debemos como dominicanos que somos tomar carta en el asunto y no dormirnos en los laureles, ya que los nacionales haitianos nos están invadiendo pacíficamente por  todos los lados sin darnos cuenta. Las autoridades competente en este campo deben tomar medida drástica contra los ilegales extranjeros, en primer lugar haitianos.