¡Cárcel para autores de multas falsas!, hay que devolverle el dinero a los que las han pagado

En la pasada edición de Primicias, este medio de comunicación sugirió al presidente Danilo Medina investigar y sancionar a los que violando derechos colocaron multas falsas a ciudadanos en la Antigua Autoridad Metropolitana del Transporte, hoy Dirección General de Seguridad de Tránsito Terrestre DIGESETT.
¿Con qué derecho lo hicieron en diferentes puntos de la nación?
¿Es que creen que están por encima de las leyes y de la Constitución de la República?
No basta que agentes de la DIGESSET sean sacados de ese organismo y deben ser sometidos a la justicia por imponer multas falsas a conductores sin su conocimiento.
Que agentes de la DIGESETT fueran presionados por sus superiores para que impusieran una cuota de entre 10 y 15 multas diarias, no es solo un abuso de poder, sino un atentado contra dominicanos y dominicanas que no han violado la ley de tránsito.
Llenar actas de multas tomando número de cedulas para cumplir órdenes superiores, perjudicando ciudadanos es una acción que debe llegar cuanto antes a los tribunales para sancionar los responsables.
La expansión de las multas falsas en el Gran Santo Domingo, San Pedro de Macorís, Distrito Nacional, La Vega, Santiago, San Cristóbal, San Francisco de Macorís, La Romana y otras comunidades es un escándalo que pone en cuestionamiento la imagen de la DIGESETT y del gobierno.
Es un atropello inaceptable la colocación de multas de tránsito de manera clandestina.
El pueblo dominicano, la Marcha Verde y todas las organizaciones que luchan por el respeto de las leyes y de la Constitución deben protestar contra las multas falsas y reclamar cárcel para los responsables de esa cuestionada acción.
Esas multas falsas colocadas sin justificación generan deudas a ciudadanos que no han violado la ley de tránsito.
Muchos ciudadanos han pagado multas falsas y el gobierno debe devolverle el dinero.
El deterioro es tal en este país que el senador Euclides Sánchez denunció que se sorprendió cuando le revelaron que aparecía en el sistema con trece multas, pese a no conducir un vehículo en los últimos 15 años.
Primicias se pronuncia nuevamente contra esta arbitrariedad solicitando la expulsión de quienes cometieron el atropello, los que merecen cárcel por abusadores.
Adopte esa medida, señor presidente de la República, está bueno de abusos y atropellos.
La población merece respeto.
Los que adoptaron y aplicaron esa disposición no merecen ser servidores del Estado.

(Visited 172 times, 2 visits today)

Deja un comentario