Víctor Hugo lideraba seis narco bandas dirigidas por dominicanos en Houston y era el enlace con el Cartel del Golfo de México

NUEVA YORK._ El presunto capo de las drogas, Víctor Hugo Gómez Vásquez, acusado de ordenar el asesinato de David Fernández, en cuyo intento resultó baleado el ex pelotero David Ortiz, lideraba seis narco bandas dirigidas por dominicanos en Houston y Galveston (Texas), a las que les distribuía gran cantidad de heroína, cocaína y fentanilo, y era el enlace entre el cartel de El Golfo, que opera entre México y Colombia, y los narcotraficantes locales.
Gómez, fue arrestado en una amplia redada contra el narco en Houston, realizada en mayo de este año por agentes de la DEA y policías locales del área de Texas, en la que fueron detenidos 56 sospechosos.
Las autoridades dijeron, reseña el periódico San Francisco Chronicle, que el capo dominicano era un eslabón importante en la banda de tráfico internacional de las drogas, que era enviada desde Houston a Atlanta, de ahí a Búfalo en Nueva York, Nueva Orleans, Luisiana, Norfolk en Virginia y Florida. Recibían 100 kilos al mes y se buscaban millones de dólares en las ventas de las drogas.
Víctor Hugo que residía en el suburbio Katy, fue cargado originalmente con 43 acusaciones, a las que posteriormente los fiscales federales le sumaron otras tres.
Desde entonces, es buscado activamente por la policía de Houston y oficiales federales.
La oficina de la fiscalía federal del distrito Sur en Texas, dijo entonces en un comunicado que el fugitivo, es acusado también de conspiración, posesión con la intención de distribuir más de 10 kilos de cocaína y posesión con la intención de distribuir más de 20 kilos de cocaína.
Cayó en la “Operación Wrecking Ball” (Bola de Demolición), los federales identificaron la banda, que era dirigida por Carlos Alberto Guajardo, de 48 años de edad, quien desde México suministró las drogas a Víctor Hugo, quien las distribuía a las células de tráfico dirigidas por los dominicanos en Houston.
Cuatro de los acusados ya estaban presos y nueve siguen siendo buscados.
Guajardo, está entre los otros prófugos que son perseguidos.
Los fiscales federales alegan que entre el primero de febrero de 2016 y el 19 de abril de 2018, las drogas fueron contrabandeadas a los Estados Unidos desde Colombia y México.
La investigación reveló que la cocaína y la heroína se vendían en el área de Houston, además de ser transportadas a Atlanta, Miami, Nueva York,
Los implicados también son acusados de realizar numerosas transacciones de cocaína y heroína. Algunos conspiraron para lavar y transferir cientos de miles de dólares ilegalmente para evitar los requisitos de información.
El expediente dice que entre el primero de febrero de 2016 y el 19 de abril de 2018, las drogas fueron contrabandeadas a los Estados Unidos.
«Esta operación es el resultado de innumerables horas de arduo trabajo por parte de oficiales y agentes de diferentes agencias», dijo el fiscal federal Ryan Patrick.

(Visited 42 times, 1 visits today)

Deja un comentario