Mis recuerdos como corresponsal de El Sol

En la década del 70 apenas hacia pininos en el periodismo. Mis primeras colaboraciones fueron para el emblemático noticiario “La Situación Mundial”, que estaba bajo la dirección de Don Ramón de Luna y que, para esos tiempos, tenía como jefe de Redacción, a José Guillermo Quiñones.
No recuerdo exactamente quien me captaría, quien me sugirió ni con quien hablé , pero lo cierto es que fui acogido como corresponsal de El Sol en Licey al Medio, que era donde me desenvolvía como periodista.
Fueron muchas las notas que llegue a publicar en las páginas de ese matutino. Recuerdo perfectamente la primera.
Esto, por la inolvidable alegría que sentí al ver mi nombre en la página de un diario. Imagínense, un “campesinito” como yo (en realidad provengo de una comunidad rural llamada El Pico, ubicada en la parte baja de la provincia Espaillat, haciendo frontera con Licey).
Creo que hasta el titular de aquella nota recuerdo: “Ayuntamiento pondrá a Licey como una tacita de oro”. Y se refería a una entrevista que le había hecho al encargado del Distrito, para entonces, Leinisis López Cabrera (Leno López).
En el reportaje en las páginas de El Sol se destacaban dos fotos sobresalientes, bueno a cuatro columnas cada una, de trabajos que había realizado la gestión de López en calles de la comunidad.

IGUALITICO A COFRESI
Hay cosas que suceden que uno difícilmente las olvida. Como aquella otra nota de un señor llamado Moro que guardaba su dinero, si la memoria no me traiciona, debajo de una piedra. Alguien lo sustrajo y yo redacté una nota sobre eso, la cual fue publicada destacada en el diario.
El titular decía más o menos: “Igualito a Cofresi”. Estas entre otras muchas publicaciones que hice indistintamente, en las páginas de este valioso matutino dominicano, nacido en Santiago el 26 de enero de 1971, 49 años atrás.
Yo agradezco la oportunidad que me dieron para desempeñarme como corresponsal en aquellos tiempos, bastantes difíciles por cierto.
El Sol fue el primer medio impreso en el que participé luego estuve como corresponsal de La Noticia, El Nacional, el Listin y Ultima Hora, el diario Hoy y La Información. En algunos de ellos, al correr el tiempo, fui redactor de planta en Santiago.
A pesar de que El Sol desapareció hace décadas, recuerdo perfectamente un anuncio publicitario que pasaban en los medios: todas las mañana, sale el canillita, pregonando El Sol, El Sol, El Sol…y así seguía.
No me arrepiento ni me arrepentiré nunca de haber pertenecido al staff de corresponsales de este diario que tantos aportes hizo a la sociedad y a la democracia dominicana en general.

(Visited 17 times, 1 visits today)

Entradas relacionadas

Deja tu comentario